De acuerdo a lo que nos enseñaron en el colegio (qué tiempos aquellos), los números primos son aquellos números mayores que 1 que son divisibles por si mismos y por 1, por lo menos es lo que recuerdo, ya que las matemáticas y yo nunca nos llevamos tan bien que digamos.