Actualmente, el diseño con estilo Flat (plano) se ha convertido en una tendencia, un claro ejemplo es la interfaz Modern (antes Metro) de Windows 8, y quizás haya sido esta nueva interfaz la que empujó a los diseñadores a seguir esta moda en sus diseños tanto en web como en aplicaciones móviles.