Parece que Microsoft se está tomando en serio esto de revolucionar los sistemas operativos con Windows 8, si ya con el actual Windows 7 convenció a más de uno con su desempeño y estabilidad, con el futuro SO, en Redmond esperan sorprendernos aún más, y es que Windows 8 traerá consigo cosas realmente interesantes, entre ellas, que contará con un sistema de arranque súper veloz.

Este nuevo sistema de arranque se ha logrado gracias a un archivo guardado en el disco duro donde se almacenará la sesión del kernel del SO, de modo que, cada vez que se encienda la PC, el equipo evitará cargar todos los drivers y servicios desde cero, obteniendo así un arranque instantáneo. A continuación les dejo un video de demostración, en el que se puede apreciar que el sistema se inicia en unos 7 segundos.


Vía: GHacks