GMail ha aumentado el límite máximo del tamaño de los archivos adjuntos a 25MB, que como recordamos, tenían un límite de 20MB, que aunque no es un aumento considerable, igual vale la pena.

Otra cosa a tener en cuenta es que el servicio de correo del destinatario tambien permita recibir archivos de este tamaño, de lo contrario el mensaje nos va a rebotar, o sea que de GMail a Gmail sí podrá enviarse sin problemas.

Fuente: Google System